La bicicleta, un buen ejercicio quema calorías para disfrutar en primavera


 
Juan Rallo

Juan Rallo

Entrenador personal

es entrenador personal, escritor del libro “Estupenda en 9 semanas y media” y creador del sistema de entrenamiento online www.juanrallo.com

Montar en bicileta es uno de los deportes más divertidos y saludables que existen, entre otras cosas porque mejora nuestra capacidad cardiaca y pulmonar, reduce el estrés y, también muy importante, ayuda a mantener el peso. ¡Con una hora de bicicleta quemarás hasta 500 calorías! Sin embargo, hay algunos mitos extendidos, sobre todo entre las mujeres, como que la bicicleta aumenta el contorno de los muslos. Es por ello que, con motivo del Día Mundial de la Bicicleta el 19 de abril, nuestro experto en fitness, Juan Rallo, rompe una lanza a favor de este deporte por sus muchos beneficios para nosotras.

Es muy frecuente escuchar frases como “no me meto en spinning porque me da miedo que se me pongan piernas de ciclista”, pero ¿qué hay de cierto en esta afirmación? ¿Es verdad que la bici aumenta el contorno de los muslos? Cada vez que oigo preguntas tan genéricas me acuerdo de Jarabe de Palo y su emblemática canción, porque, en este caso, depende. Depende de lo que comas, depende de tu contorno de muslo inicial y de tu genética y predisposición para generar masa muscular.

El deporte perfecto para quemar calorías

Pero si mi interlocutor no se conformase con un depende y me pidiera una respuesta más concreta, contestaría que no, que la bici no aumenta el perímetro de los muslos, y los motivos son los siguientes:

El ciclismo es un deporte ideal para quemar calorías porque permite salidas muy prolongas, de varias horas de duración, mientras que otras actividades no lo permiten -o, por lo menos, no de una manera tan relajada-. Así que, de entrada, la bici es un muy buen elemento quema calorías.

Sí, es verdad que la mayoría del esfuerzo muscular recae en los muslos, pero eso no significa que tengan que crecer; ya que, para favorecer el aumento de masa muscular, se deben cumplir las siguientes pautas:

  1. Debe ser un trabajo realizado en series cortas de unas 8-15 repeticiones, en el que se lleva el músculo hasta el fallo, es decir, hasta que no puede hacer una repetición más
  2. El trabajo de musculación debe incluir descansos largos entre series, para que el músculo se recupere y vuelva a poder realizar otra serie cercana al 100% de desarrollo de la fuerza.
  3. Y el más importante de todos: el desarrollo muscular necesita la presencia de la testosterona, para que el crecimiento muscular sea pronunciado, causa principal por el que los hombres desarrollan más músculo que las mujeres.

Como ves, el ciclismo no cumple ninguna de las condiciones para ser un trabajo de musculación.

Entonces, ¿por qué contestamos con un depende? Porque en algunos casos sí podría darse ese fenómeno, por ejemplo, en el caso de una persona totalmente sedentaria que empezase a hacer deporte. De entrada, podría ver aumentada su masa muscular, pero porque se encontraría en una situación previa de atrofia, caso que no sería representativo. En casos de mujeres con tendencias al crecimiento muscular, éste ocurriría con el ciclismo igual que con cualquier otro deporte.

Y si esto es así, ¿por qué el ciclismo tiene esa fama? La respuesta es sencilla: siempre que vemos a los ciclistas en situación de esfuerzo, sus piernas están congestionadas y llenas de sangre. Pero, en reposo, el contorno de los muslos de los ciclistas no es mayor que el de los muslos de deportistas de otras disciplinas.

Quizás también te interese...

Los mejores ejercicios para adelgazar

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema