¿Running y embarazo? ¡Sí puedes!

por enforma.hola.com /


 

Uno de los mayores mitos en torno al embarazo es pensar que el ejercicio puede ser contraproducente tanto para la madre como para el bebé. Todo lo contrario: embarazo y deporte no son incompatibles, sino que la práctica de actividad física tiene enormes benefecios en esta etapa vital. La ciencia ha demostrado que las mujeres que realizan ejercicio o corren durante el embarazo tienen mejor circulación sanguínea y más oxígeno en el cuerpo y, además, favorece que el corazón del bebé se desarrolle de una manera más sana y más fuerte. Flor María Trujillo, fisioterapeuta obstétrica -especialista en programas de preparto, postparto y rehabilitación de suelo pélvico- comparte una serie de consejos para aquellas mamás runners que quieren seguir corriendo durante el embarazo de manera saludable.

stacykeibler-88La modelo Stacy Keibler siguió practicando running durante su embarazo. FOTO: GTRESONLINE


Como primera observación, la experta recuerda que correr es considerado un ejercicio de intensidad media/alta; por lo que, aunque se puede seguir realizando una vez la mujer se queda embarazada, siempre se recomienda que esté guiado o supervisado por un profesional. Además, si la madre nunca ha corrido o, incluso, es sedentaria, lo mejor es que escoja actividades de bajo impacto como pilates, natación o andar. Hay que tener en cuenta que con el embarazo las articulaciones del cuerpo sufren un estrés mayor de lo habitual, especialmente en rodillas, cadera y espalda; lo que puede provocar lesiones con mayor facilidad si no están acostumbradas a realizar deporte. Sin embargo, si en tu caso ya estás habituada a practicar running, apunta bien estos consejos.

  1. El ejercicio debe de ser moderado. Céntrate en realizar un ejercicio de mantenimiento, no te obsesiones con mejorar. El running es un deporte de impacto, por lo que se recomienda hacerlo de manera suave y sin excesos. Durante el tercer trimestre de la gestación es cuando, sobre todo las futuras mamás que salen a correr, deben bajar más el ritmo. Si es necesario baja el ritmo y camina rápido. Además, durante este trimestre, es muy importante reforzar el suelo pélvico con la práctica de los ejercicios Kegel.
  2. Entrena pensando en minutos en lugar de en kilómetros o calorías. A los corredores les encanta ir superando el número de kilómetros que son capaces de correr. Se recomienda que en esta etapa se centren en sus logros o en los minutos que son capaces de correr más que en la distancia, para así evitar frustraciones. Además, aquellas madres que se decanten por este deporte no deben perder de vista su ingesta calórica, para que esta no sea deficiente. Se recomienda monitorizar el ritmo cardiaco; para ello puedes utilizar una pulsera de actividad.
  3. Escucha a tu cuerpo. Si notas que tu cuerpo te pide reposo debes de escucharlo y centrarte en actividades más tranquilas. Es importantísimo que realices la actividad con mucha calma y siempre siguiendo las indicaciones de un profesional especialista; y en caso de notar molestias, no debes dudar en contactar con él. Hay que tener en cuenta que el peligro de aborto espontáneo que existe durante el primer trimestre de la gestación puede estar indirectamente relacionado, entre muchos factores, con sobreesfuerzos, un calentamiento excesivo y lesiones que se producen al salir a correr. Lee: Claves para realizar deporte durante el embarazo
  4. Presta atención a tu equilibrio y a tus lumbares. El centro de gravedad cambia con el crecimiento de la barriga y puede favorecer caídas. El aumento de tamaño del vientre durante el embarazo puede provocar molestias extra al correr, por lo que si al correr empiezas a notar calambres en los lados del vientre, esto es un indicativo de que pares y te pongas a caminar. Probablemente, deberás sustituir este deporte por otra actividad más suave y moderada como lo es caminar.
  5. Evita el calor e hidrátate. Sudar en exceso puede provocar un estrés innecesario al bebé durante el embarazo. Por ese motivo está totalmente desaconsejado durante este período el acceso a jacuzzi o saunas. Bebe agua de manera regular.

Además...

- Lee: Hipopresivos, sus beneficios en el posparto

- Lee: Dieta para un embarazo saludable

- Lee:Caminar 10.000 pasos al día: un reto divertido y saludable

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema