¿Celulitis? La dieta para acabar con ella

por enforma.hola.com /


 


Posiblemente los glúteos sean la zona a la que mayor atención prestamos cuando se trata de cuidar la figura. Pero conseguir unos glúteos atractivos no es tarea fácil y no solo basta con seguir una tabla de ejercicios específicos. La alimentación es tanto o más importante ya que, entre otras cosas, va a ayudarnos a reducir la grasa y la celulitis localizadas. Los expertos nos aconsejan qué comer para aprovechar al máximo los enormes beneficios de algunos alimentos.

En la lucha contra la celulitis no hay milagros, eso es algo que debemos tener muy presente. “El mejor tratamiento anticelulítico consiste en seguir una dieta saludable y un plan de ejercicio adecuado, con el soporte de alguna terapia de masaje, drenaje o técnicas similares”, aconseja Carlos Bernardos, director técnico de los centros deportivos GO fit. Para ello, va a ser fundamental que conozcamos qué alimentos van a potenciar los resultados del ejercicio para conseguir tonificar el tejido muscular a la vez que reducimos el tejido adiposo.

- ¡No te pierdas! : Tu tabla de ejercicios para combatir la celulitis

La dieta anti celulitis

“Para evitar o controlar la celulitis es adecuada una alimentación ajustada en grasas y azúcares simples, rica en frutas y verduras y con un aporte suficiente de proteína de alto valor biológico (carne, pescado, huevos, lácteos). En una buena estrategia dietética contra la celulitis hay que evitar los alimentos que puedan favorecer la retención de líquidos (embutidos, alcohol, refrescos con azúcar, bollería industrial…) y potenciar el consumo de alimentos que favorezcan el drenaje y la diuresis (verduras y frutas en general). Tampoco debemos fumar, puesto que el tabaco favorece la aparición de la celulitis. Es importante que bebamos abundante agua y tomar alguna infusión con propiedades diuréticas, puesto que así también ayudaremos a una correcta eliminación de líquidos”, explica el experto de GO fit.

No olvides incluir en tus menús los nutrientes básicos para controlar la celulitis, comenzando por un buen desayuno que incluya:

  • Proteína de fácil digestión. Nos proporcionará los aminoácidos necesarios para la reconstrucción muscular que requiere un entrenamiento de tonificación. Si la ingerimos previamente a la actividad, la tendremos digerida y disponible en forma de aminoácidos poco después del entreno, justo en el momento que nuestro cuerpo la necesita. Algunos de estos alimentos son el jamón de york (bajo en sal), pechuga de pavo, huevos cocidos, queso fresco u otros lácteos desnatados.
  • Carbohidratos de asimilación media o lenta. Después del entrenamiento se deben rellenar los depósitos de glucógeno de los músculos con pan, cereales (muesli, avena, etcétera).
  • Vitaminas y minerales. Vitaminas del grupo B como potasio, magnesio, hierro, calcio… Son micronutrientes que el metabolismo necesita para encarar una sesión de entrenamiento. Si hay déficit de uno solo de estos nutrientes, el rendimiento se verá afectado. Para ello, debes tomar frutas y verduras, frutos secos, semillas…
  • Agua. Es imprescindible para la actividad física y la recuperación. A parte de ayudar a evacuar el calor generado en nuestra musculatura cuando entra en acción, “el agua interviene en múltiples reacciones metabólicas, forma parte del glucógeno muscular y es imprescindible para que los riñones puedan eliminar con cierta facilidad los metabolitos producidos por el ejercicio”. Una infusión de té verde, por sus propiedades diuréticas, puede ser adecuada también para conseguir estimular la diuresis y eliminar un poco más de líquido del organismo.

Si lo que queremos es reducir centímetros…

No te obsesiones con reducir tallas de pantalón (Lee: Que la talla de pantalón no hable por ti). “La pérdida de grasa de forma localizada es un mito”, nos dice el experto. “La dieta y el ejercicio pueden hacer reducir el tejido graso del organismo, pero a nivel global. Hacer abdominales no consume más grasa del abdomen; igual que hacer sentadillas no consume más grasa de los glúteos. Lo que hace un trabajo específico es incrementar el tono muscular de la zona trabajada; por lo que esta se verá mucho más estilizada”.

Quizás también te interese...

Método Tabata: 8 ejercicios para zonas rebeldes

¿Perjudica a mi dieta consumir chocolate a diario?

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema