Diabetes: la dieta para mantenerla a raya


 
Marta Lorenzo

Marta Lorenzo

Nutricionista

es licenciada en Ciencia y Tecnología de los Alimentos, diplomada en Nutrición Humana y dietética y especialista en Nutrición deportiva

© Fotolia

La diabetes es una de las enfermedades más frecuentes en la sociedad de nuestros días, y lo más alarmante: se prevé que en unos años el número de casos llegue a triplicarse. La principal causa es el excesivo consumo de alimentos ricos en azúcares como la bollería industrial, bebidas refrescantes y otros alimentos que ni nos imaginamos que puedan contener azúcar y, por supuesto, al sedentarismo, el enemigo número uno de nuestra salud. Para su prevención se recomienda seguir la dieta mediterránea en lugar de consumir grasas malas y practicar de forma habitual cualquier tipo de modalidad deportiva.

¿Cuántos tipos de diabetes hay?

  • Diabetes tipo I o insulinodependiente. Se caracteriza por la destrucción de las células beta, provocando la necesidad del aporte de insulina de manera exógena. Generalmente es un tipo de diabetes genético.
  • Diabetes tipo II. Los pacientes presentan resistencia a la insulina. Este tipo de diabetes suele deberse a malos hábitos como sedentarismo, obesidad y mala alimentación, etcétera.

¿Cómo prevenir la diabetes a través de la alimentación?

Tanto para las personas que sufren diabetes como para aquellos que quieren prevenir esta enfermedad, se recomienda una alimentación basada en la dieta mediterránea por su alto aporte en fibra, frutas y verduras. Como medidas generales, debemos tener en cuenta:

  • Eliminar todo alimento rico en azúcares simples de alto índice glucémico como, por ejemplo, la bollería, pastelería, chocolate, y dulces en general.
  • Eliminar las bebidas refrescantes azucaradas. Estas se deben consumir esporádicamente y no a diario. Lee: Lo que debes saber al abrir un refresco
  • Hacer 5 o 6 comidas al día. En caso de ser diabético, es muy importante mantener la glucemia constante sin ningún tipo de altibajos y, para ello, debemos comer menos cantidad pero más veces. Lee: Las 7 reglas de oro para comer sano
  • La fibra es imprescindible en estos casos, ya que ayuda a mantener los niveles de azúcar retrasando el vaciamiento gástrico. Lee: ¿Por qué es necesario comer fibra?
  • Controla los métodos de cocinado. Es muy importante evitar los fritos y rebozados. Una persona diabética debe controlar su peso y no sufrir obesidad y, además, prevenir las complicaciones vasculares. Lee: ¿Cuáles son los mejores métodos de cocinado?
  • No eliminar los hidratos de carbono complejos (pasta, arroz, legumbres, cereales); ya que, en cantidades moderadas y acompañadas de proteína, ayudan a controlar los niveles de glucemia en sangre.

Lee: Aprende cómo utilizar el índice glucémico en la dieta

Lee: ‘Menos azúcar, por favor’

Ejemplo de dieta

Desayuno

  • 200 cc de leche semidesnatada, con o sin café
  • 40 g de copos de avena
  • 100 g de naranja

Media mañana

  • 80 g de manzana
  • 125 g de yogur desnatado
  • 30 g de nueces

Comida

  • 40 g de espaguetis (pesados en crudo) con verduras (calabacín, cebolla y champiñón)
  • 125 g de pechuga de pollo a la plancha
  • 30 g de pan
  • 125 g de yogur desnatado
  • 20 g de aceite de oliva

Merienda

  • 50 g de panecillo con pavo
  • 80 g de kiwi

Cena

  • 200 g de coliflor rehogada con ajo, pimentón y 150 g de patata cocida
  • 150 g de merluza al horno con cebolla y zanahoria
  • 30 g de pan
  • 20 g de aceite de oliva

Ante de ir a la cama

200 cc de leche semidesnatada

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema