10 consejos para recuperarte de los excesos navideños

por enforma.hola.com /


 

Comidas copiosas, turrones, copas de vino, brindis de Año Nuevo… Los excesos propios de las fechas navideñas hacen que la mayoría de nosotros recibamos enero con unos kilos de más. Por ello y para recuperar la normalidad en tu vida, y sobre todo en tu dieta, las expertas del salón de belleza de The Secret Lab, Marta Barrero y Elena Ramos, nos dan algunas claves para recuperar los buenos hábitos y resetear nuestro cuerpo.

© Fotolia

  • Depúrate. Procura no introducir más toxinas en el cuerpo (alcohol, cafeína…) y elimina las acumuladas en las fiestas. Una manera fácil es tomando cada mañana, en ayunas, un vaso de agua caliente con limón, que además ayudará a alcalinizar. Lee: Agua de limón en ayunas, remedio para adelgazar
  • Recupera la rutina en tus hábitos alimenticios. Haz cinco comidas al día e intenta crear una rutina en cuanto a los horarios. De esta manera activamos el metabolismo, llegando a las comidas principales con menos hambre y evitando el picoteo entre horas. Lee: Aprende a planificar tus menús semanales con estos consejos
  • Abusa de la fruta y la verdura. Trata de consumir un mínimo de cinco piezas al día distribuidas en las cinco comidas. Los vegetales y frutas son una fuente de salud. Las verduras contienen proteínas y tienen la ventaja de que no nos aportan grasas saturadas ni colesterol. Además, las de hoja verde (como las acelgas, las espinacas, los berros…) son alimentos que también contienen bastante calcio. Lee: 7 superverduras que no deben faltar en tu dieta
  • Introduce proteínas en tus comidas. Sobre todo en la comida y la cena: el pescado blanco es ideal por su valor nutricional y su bajo índice calórico (procura comerlo 3 o 4 veces por semana).
  • Elimina las grasas saturadas. Presentes en la bollería industrial, embutidos, leche entera, etc, y pásate a las grasas saludables. El aguacate, el salmón o los frutos secos, son fuente de omega 3, 6 y 9.
  • Controla los hidratos de carbono. Procura consumir alimentos de índice glucémico bajo: pasta, arroz y pan integrales serán tus fuentes de carbohidratos. Lee: Aprende a utilizar el índice glucémico en la dieta
  • Mide el aceite que consumes. Que sea, a ser posible, aceite de oliva de buena calidad, y no te pases de dos cucharadas soperas al día.
  • ¡¡Bebe mucha agua!! Es el vehículo que tu organismo utiliza para deshacerse de las toxinas. La falta de agua, por otra parte, puede conllevar dolores de cabeza, apatía, disminución de la memoria, fatiga… Para una alimentación sana debemos beber mínimo un litro y medio o dos de agua diaria. Lee: La importancia de una buena hidratación en el ejercicio
  • Pásate a las infusiones. Algunas, como el té verde, te ayudarán a quemar grasa y a evitar la retención de líquidos. Lee: 6 infusiones que te ayudan a adelgazar
  • Y…por supuesto… ¡haz ejercicio! Al menos 2 o 3 veces por semana, e incorpora pequeños gestos a tu rutina diaria, como subir y bajar por las escaleras e ir andando a los sitios siempre que puedas.

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema