¿Se anima a ponerse en forma tras el verano?

Después del periodo estival, la vuelta al trabajo anima a muchas personas a practicar ejercicio

por enforma.hola.com /


 
La vuelta de las vacaciones es propicia para llevar a cabo muchos propósitos de cara al otoño. Y tal vez estos dos los ha apuntado en su lista al menos en alguna ocasión: apuntarse a un gimnasio y ponerse a dieta para empezar la nueva estación con buen pie. Y es que el cuerpo, que se ha liberado durante el verano, vuelve a verse sometido por los hábitos de una vida sedentaria debido al trabajo, especialmente en las oficinas, donde se pasa demasiado tiempo sentado frente al ordenador, lo que influye negativamente en nuestro cuerpo. Para evitar el sedentarismo hay que practicar ejercicio físico, que es un pasaporte de salud, tanto física como mental.

La falta de actividad física puede acarrear múltiples problemas y molestias, como la falta de oxigenación en los sistemas circulatorio, cardiovascular y pulmonar, malestar general, aumento de peso, dolor en las articulaciones... y un largo etcétera. Por ello, desentumecer los músculos tiene enormes beneficios para la salud. Realizar ejercicio físico mejora la ventilación pulmonar y la circulación coronaria, favorece el sistema circulatorio de la sangre y reduce los riesgos de padecer arteriosclerosis. Otro beneficio es el efecto diurético, pues el trabajo muscular mejora el funcionamiento renal. En consecuencia, el deporte consigue que el cuerpo esté ágil y sano para enfrentarse a la vida diaria tras las vacaciones. ¿No cree que merece la pena intentarlo?

Si hemos meditado la necesidad de practicar un deporte cotidianamente para trabajar nuestros músculos y mantenernos en forma, ahora hay que buscar un ejercicio que sea adecuado a nuestras necesidades. Deportes como el tenis, el golf, la natación, el jogging o la gimnasia son buenas alternativas para ponerse en forma. Pero si se tienen dificultades para practicarlos, existen opciones que pueden sustituirlos, como la de ubicar un gimnasio en casa. Incluir en cualquier rincón unos aparatos puede ayudar a ponerse en forma sin salir de casa, de forma diaria y en pocos minutos.

Otra opción son los entrenadores personales y a domicilio. Esta práctica está muy de moda entre los famosos, que no dudan en dedicar parte de su tiempo a cuidar su figura. El entrenador personal es aquel que controla y planifica toda la vida deportiva de una persona. Suele elaborar un plan global para mejorar su forma física en el que se incluyen ejercicios personalizados, una dieta para engordar o adelgazar según los casos y la corrección de algunos malos hábitos.

Y por último, lo más sencillo para mantenerse en forma, tanto en verano como en invierno, es caminar a paso ligero unos 30 minutos diarios para activar la circulación, o subir escaleras. Sea cual sea el deporte escogido, la constancia es la clave para mantenerse en forma no sólo en la época estival.

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema