Cómo combinar correctamente los ejercicios cardiovasculares


 
Juan Rallo

Juan Rallo

Entrenador personal

es entrenador personal, escritor del libro “Estupenda en 9 semanas y media” y creador del sistema de entrenamiento online www.juanrallo.com

La oferta de máquinas para hacer cardio que encontramos en el gym es muy variada y, aunque con ellas lo que se busca es, principalmete, el trabajo aeróbico, es bueno saber cuál es la mejor para cada objetivo, de manera que puedas elegir en cada momento la que más beneficios te aportará.

© Thinkstock

La cinta de correr

A nivel de rendimiento es ideal para trabajar con unas intensidades controladas, puesto que al ser el motor el que te impone el ritmo, este es constante. Controlas perfectamente cuál es la velocidad en cada momento sin moverte ni un pelo. Si lo que buscas es control sobre tus entrenamientos y tus marcas, la mejor es la cinta.

- Tu primer día en el gimnasio: la cinta

- En la cinta de correr, la pendiente es tu amiga

- 5 sesiones distintas para correr en la cinta

La bicicleta elíptica

Es la mejor máquina para el calentamiento, puesto que, al trabajar también con los brazos, calienta tanto tren superior como inferior. Sea cual sea el ejercicio que vas a hacer, el calentamiento en la elíptica te vendrá bien.

Otra de las virtudes es su idoneidad para personas que por lo que sea no puedan correr, ya que la elíptica al trazar un movimiento redondeado carece del impacto del paso o salto de la carrera.

También es un buen aparato para aquellas de vosotras que queráis un trabajo cardiovascular sin potenciar los gemelos (el trabajo de éstos es mínimo).

- 5 consejos para exprimir la elíptica

La bicicleta estática

Es la estrella en lo que a variedad se refiere. Las hay con disco de inercia como las de spinning o sin él, con respaldo o sin él. Sin embargo, si quieres buscar trabajar de verdad, hazte con un modelo de los de disco de inercia. En cuando hayas montado un par de sesiones sobre ellas no querrás volver a las otras.

La bici es un excelente quema calorías; te permite rodar y rodar durante horas con un cansancio menor que el de la carrera. Por algo las salidas en bici siempre son mucho más largas que las salidas a correr.

Sí, es cierto que hay más máquinas de cardio: stepper, remo, incluso en piscinas, pero como no todas ellas están en todos los gimnasios vamos a centrarnos en estas tres que sí forman parte de todas las salas.

- ¡Sácale partido a tu bicicleta estática!

Cuando usar cada una

De mayor a menor nivel de exigencia, la cinta es la más exigente por aquello de que el nivel no lo marcas tú sino el motor de la máquina. Luego vendría la elíptica que, ejecutada con la colaboración del tren superior, involucra mucha musculatura y, por tanto, consume mucho oxígeno y eleva notablemente las pulsaciones. Por último, la bici, que te permite aguatar a un ritmo ligeramente más bajo mucho más tiempo.

¿Cuál es tu objetivo?

  • Si vas al gimnasio a mejorar tu rendimiento, sin duda, la cinta es tu mejor aliada. Si por lo que fuera no puedes correr, entonces mejor reparte los esfuerzos entre la elíptica y la bici.
  • Si lo que te propones es combinar varias máquinas de cardio en una misma sesión, el orden siempre sería de más exigente a menos. Para utilizar, por ejemplo, la cinta necesitamos estar más frescos que para rodar en la bici.
  • Por otro lado, si lo que te propones es quemar un poco de calorías extras después de hacer una clase dirigida, te recomendamos que sea la bici, ya que, después de una clase de una hora, lo más probable es que no estés para correr. Salvo que la clase fuera de spinning, que entonces tocaría la elíptica para variar el movimiento.
  • Por último, si vas a combinar una sesión de tonificación o musculación con cardio, lo primero es empezar por la tonificación y dejar el cardio para el final (Lee: ¿Cardio o Pesas? ¿Qué va primero?). En ese caso, si le has dado fuerte al tren inferior con las pesas mejor vete a un ejercicio como la cinta a ritmo muy suave, de manera que los saltos de la propia carrera te ayuden a soltar un poco la congestión de las piernas. Si la sesión de tonificación se ha centrado sobre todo en el tren superior, la elíptica te podría ayudar a rematar el trabajo, manteniendo el nivel de esfuerzo en los brazos.

Quizás también te interese...

¿Cuál es la mejor máquina de cardio para dar forma a mis piernas?

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema