6 platos de fiesta saludables para chuparse los dedos

por enforma.hola.com /


 

Comer bien no es sinónimo de comer poco o renunciar al placer de una buena mesa. Más ahora que llegan las comidas en buena compañía y disfrutar de la gastronomía se convierte en algo irrenunciable para cualquiera de nosotros. Desde ¡Hola! En Forma, te animamos a despedir el año con salud y la mejor cocina de la mano de cinco grandes cocineros con estrella Michelin.

Nuestra selección reúne a Juan Mari Arzak, Martín Berasategui, Mario Sandoval, Óscar Velasco, Juanjo López Bedmar y Nacho Manzano, que, junto a otros 11 chefs de prestigio, han regalado su ingenio y creatividad para la edición del libro Gastronomía Saludable Cardiovascular (Everest) en colaboración con Asisa y la Real Academia de Gastronomía. ¿No es una propuesta tentadora para celebrar la Navidad?

HAZ CLIC EN LA IMAGEN PARA VER LAS RECETAS
VER GALERÍA

Pautas para una dieta cardiosaludable

Para disfrutar de uno de los mayores placeres de la vida, que es comer, no es necesario llevar un régimen estricto y poco apetecible. Se puede ser feliz comiendo y llevando una alimentación saludable teniendo en cuenta algunos consejos:
  • Se ha demostrado que la dieta mediterránea disminuye el riesgo cardiovascular. Sobre todo, deberemos tener en cuenta el consumo de grasas (entre un 30-35% de la ingesta diaria), optando por las llamadas grasas buenas o insaturadas: frutos secos (nueces de california y pipas de girasol, almendras, avellanas, pistachos), pescados azules como atún, salmonete, sardina, trucha, arenque… (muy ricos en Omega 3), aceite de oliva y oliva virgen y aceites vegetales (girasol, maíz y soja). Sin embargo, hay que tener en cuenta las cantidades recomendadas; por ejemplo, 3-4 cucharadas al día (10 g de cada cucharada) de aceite de oliva o de 2 a 4 raciones a la semana de frutos secos.
  • Evitar el exceso de proteínas. La ingesta total debe ser de un 10-15% del consumo energético diario. Las más completas son las proteínas de la leche –mejor si son desnatados o semidesnatados ya que son una de las mayores fuentes de grasas saturadas- y los huevos; estos últimos ricos en hierro y otros minerales. No renuncies a estos alimentos, pero modera su consumo siguiendo las recomendaciones nutricionales. No hay que olvidar que la yema del huevo es una importante fuente de colesterol (cada yema contienen unos 200 mg de colesterol).
  • Controla la sal y el azúcar. Recuerda que los alimentos llevan sal de por sí. Por tanto, la sal consumida no debe superar los 5 g al día. En cuanto a los azúcares, no deben superar el 10% de la energía total.
  • Evita alimentos preparados, sobre todo los fritos: patatas, chips, cortezas… También se debe moderar el consumo de bollería y repostería industrial. Sin embargo, la repostería casera, con poca cantidad de azúcar, grasa y sal no hay que descartarla. 
  • La fruta es esencial y se deben tomar 3 piezas diarias.
  • Limitar el consumo de embutidos, salchichas y hamburguesas industriales a ocasiones especiales y en pequeñas porciones.

Además...

Las 7 reglas de oro para comer sano

Planificar el menú de forma saludable

5 alimentos que no deberías comer en exceso

¿A dieta en Navidad? No, gracias

 

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema